En conmemoración a la revista creada por la Sociedad Valenciana Fomento del Turismo en 1926

Category archive

Valencia oscura

Panteón de Virginia Dotres en el Cementerio General de Valencia. La niña que murió rodeada de poesía

in Valencia oscura by
Gaspar Dotres era un acaudalado comerciante dedicado al negocio de la seda. Casado con Antonia Guix tenían una hija, Virginia, decían apasionada por la poesía. La niña falleció el 6 de febrero de 1851 cuando contaba 15 años de edad y fue inhumada en el Cementerio General de Valencia en un nicho provisional. Algunos de los más destacados poetas valencianos se reunieron junto al nicho y ofrecieron en recuerdo de Virginia una velada poética y la edición de un sentido libro dedicado a ella, Las flores del sepulcro (1851). Una lápida para el recuerdo de Virginia se halla colocada en la iglesia de Santa María de Jesús, calle del Beato Nicolás Factor, en Patraix, en la zona donde Gaspar Dotres tuvo su fábrica de hilados.

La niña falleció el 6 de febrero de 1851 cuando contaba 15 años de edad y fue inhumada en el Cementerio General de Valencia en un nicho provisional.

Detalle-del-panteón-de-Virginia-Dotres.-Foto-Lola-Cárdenas-2010

Gaspar Dotres se dirigió a la Comisión del Cementerio General de Valencia solicitando un terreno para construir el mausoleo que acogiera a perpetuidad los restos mortales de su hija. Se le concedió dicho espacio en la parte posterior de la capilla, en la sección 2ª derecha.

Gaspar Dotres se dirigió a la Comisión del Cementerio General de Valencia solicitando un terreno para construir el mausoleo que acogiera a perpetuidad los restos mortales de su hija.

El Diario Mercantil de Valencia (jueves 28 de julio de 1853) ofrecía esta noticia: Se ha dado ya principio a la colocación del monumento fúnebre que el señor Dotres erige en nuestro cementerio general. Debe ser obra magnífica, si se tiene en cuenta el número considerable de cajones que hemos visto, y que encierran por piezas todo el mausoleo. Trabajado en Génova, he venido también para colocarlo un joven artista (Santo Vami) de aquel país.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La construcción del panteón fue costosa (en su ejecución y en lo económico) y, por fin, el 16 de septiembre de 1853, se produjo el traslado de los restos al nuevo mausoleo. Representa a un templo helenístico de orden dórico, elevado, que acoge un sarcófago inspirado en el modelo romano de la época imperial, con altorrelieves en sus cuatro lados. Una escalerilla permite el acceso a la cripta subterránea donde descansan los restos mortales de Virginia. Este conjunto escultórico realizado en mármol fue encargado al joven artista y traído pieza a pieza de Italia.

La construcción del panteón fue costosa (en su ejecución y en lo económico) y, por fin, el 16 de septiembre de 1853, se produjo el traslado de los restos al nuevo mausoleo.

Portada-Las-flores-del-sepulcro-libro-dedicado-a-Virginia-Dotres-1851

Actualmente han desaparecido las letras de las leyendas e inscripciones que adornaban el conjunto. El panteón, rodeado por unas vallas de seguridad, se halla en proceso de restauración. Los poemas de “Las flores del sepulcro” cayeron en el olvido. Virginia permanece dormida en la memoria de mármol.

A. P. R. S. = Archivo Privado de Rafael Solaz.

Los ciegos oracioneros en Valencia. Romances, coloquios y tragedias al son de una guitarra

in Valencia oscura by

Los ciegos oracioneros se constituyeron en hermandad en 1314 y adoptaron como patrona a la Santa Creu, por lo que pronto tuvieron en esta iglesia su cofradía. Poseían lámpara en su capilla y derecho a sepultura, según un privilegio real concedido por Alfonso III de Aragón el día 5 de octubre de 1329.

En el censo de la ciudad de 1860 se hallaban registrados 52 ciegos. Entre ellos se hallaban algunos oracioneros que se ganaban el pan con guitarra en mano recorriendo las calles de la ciudad, recitando sus canciones, oraciones y aquellos romances con sucesos trágicos. Los ciegos ofrecían los col·loquis y romances en los impresos llamados pliegos de cordel, convertidos en literatura popular. Se vendían en lugares bastante concurridos: en las plazas de la Seo, de Serranos y la del Mercado.

Ciegos-en-la-Catedral-de-Valencia.-Dibujo-de-Doré-1880

Los ciegos ofrecían los col·loquis y romances en los impresos llamados pliegos de cordel, convertidos en literatura popular.

A principios del siglo XX aún permanecían algunos ciegos oracioneros que cantaban sus coplas y romances al son de una guitarra. El escritor Pío Baroja, en su obra Vitrina pintoresca (1935), dejó escrito un documento testimonial sobre uno de ellos que permanecía en la calle Baja:

El escritor Pío Baroja, en su obra Vitrina pintoresca (1935), dejó escrito un documento testimonial sobre uno de ellos que permanecía en la calle Baja:

Cuando yo era estudiante en Valencia, hace más de cuarenta años, al volver del hospital a la calle de Liria, solía pararme en la calle Baja ante un ciego que cantaba la oración con gran estilo. Yo le escuchaba con fervor. La principal copla de su canción que recuerdo, era ésta: “Cuando el ángel San Gabriel vino a darnos la embajada que María electa es, al punto quedó turbada. María le dijo, esclava soy yo del eterno Padre que a Dios me envió”. Esta canción acompañada del run-run de la guitarra, se armonizaba muy bien con las callejuelas estrechas y mal iluminadas de aquella parte de la ciudad.

Ciegos-oracioneros.-Dibujo-del-autor (1)

En 1891 las Hermanas Franciscanas de la Inmaculada dirigían el Colegio de Sordomudos y Ciegos que, bajo el patronazgo del Círculo Católico de Obreros, se había inaugurado en octubre de 1887 en un modesto local de la calle de Renglons. Más tarde se trasladaron al palacio de los Condes de Alaquàs. Allí estuvieron hasta 1900 en que, nuevamente, se trasladó el centro a la plaza de la Bocha nº 1 y calle del Triador nº 24.

Romances de ciego sujetos a las cuerdas del auxilio, invidentes que cantaban su destino por las calles y plazas de una ciudad que nunca vieron.

 

Programa-del-Colegio-de-Sordomudos-y-ciegos.-1892 (1)

 

A. P. R. S. = Archivo Privado de Rafael Solaz.

Simbolismo religioso celeste. ¿Ovnis en la Valencia de 1828?

in Valencia oscura by

Rafael Solaz
Bibliófilo e historiador

 

“He aquí el Trono que estaba puesto en el Cielo”

El-trono-del-cielo

En 1828, en la parroquia llamada de los Santos Juanes (Sant Joan del Mercat) tuvo lugar el sacramento de las “Cuarenta Horas”.  Se dispuso un altar durante los días del 20 al 23 de octubre, representando una recreación del misterioso trono que San Juan Evangelista describía en su Apocalipsis. En él se podía ver todo un elenco de símbolos proféticos, tal como se puede apreciar en el grabado, obra del grabador Tomás Rocafort. Así, vemos que en la base inferior se expresa la cena del castillo de Emaús, después de la resurrección del Señor.

Los cuatro animales alados que se observan alrededor del trono son los mismos que se indican en la visión de San Juan: un ángel, un becerro, un león y un águila, símbolo de los cuatro evangelistas, todos alados, pues, según decían, era por la elevación de sus conocimientos sobre los misterios de la Divinidad, y por su presteza, agilidad y rapidez con que se extendieron sus verdades.

Igualmente, se puede apreciar un arco iris símbolo de reconciliación y paz, la que, se decía, logran cuantos adoran a Dios. Los querubines, la Sagrada Hostia, las telas de oro y plata y hasta los colores, todo tenía su correspondencia simbólica.

Las siete lámparas que rodean el trono, más bien parecen la representación de naves suspendidas sobre el cielo.

El-trono-del-cielo-2

Pero lo verdaderamente extraño son las siete lámparas que rodean el trono que más bien parecen la representación de naves suspendidas sobre el cielo. La explicación eclesiástica es que así las vio San Juan y hacen relación a los siete espíritus que se hallaban en presencia del Señor, dispuestos al obedecimiento y ejecución de sus mandatos. ¿Siete espíritus en presencia del Señor? ¿Seres extra planetarios? ¿Ovnis?

El siete se convertía en un número mágico y enigmático ya que también se hallaba el Libro de los Siete Sellos, el que sirve de base a los ángeles que sostienen el sagrado Viril, libro del cual dicen que al estar cerrado con candados denota la importante profundidad de los misterios de la Santa Fe. Profundidad y misterio religioso en la Valencia del primer tercio del siglo XIX.

 

Precedentes del Cine en Valencia. Fantasmagoria. Escenas de terror en los siglos XVIII y XIX

in Valencia oscura by

Rafael Solaz
Bibliófilo e historiador

 

A finales del siglo XVIII surgió el primer Diario de Valencia, primitivo periódico que ofrecía las más diversas noticias y, sobretodo, anuncios particulares de todo tipo. Durante algún tiempo proclamaba un espectáculo nunca visto en Valencia. Se trataba de la aparición de unas sombras e imágenes sorprendentes, sin que se anunciara el sistema empleado que quedaba para el misterio. En realidad las imágenes se proyectaban sobre una tela blanca a través de un artilugio que desprendía un halo de luz alimentado por una lámpara de aceite. Se trataba de proyectar formas por medio de unos cristales pintados con figuras extravagantes, fantasmagóricas y maravillosas. Era lo más parecido a la Linterna Mágica que después veremos. Los espectadores debían de horrorizarse al ver esos extraños seres proyectados sobre la parte trasera del lienzo. Este tipo de espectáculos tenían lugar en los mesones y hostales.

Se proyectaban formas por medio de unos cristales pintados con figuras extravagantes, fantasmagóricas y maravillosas

escena-satanica-grabado-valenciano

En el siglo XIX se dio a conocer la citada Linterna Mágica, más reducida y para uso familiar, presentándose un aparato de proyección que adquirían desde Francia las familias valencianas más pudientes. Se trataba de una caja metálica con lente de aumento en su frente, espejos cóncavos en su interior, con una puerta para introducir y encender el quinqué; en su parte superior se hallaba una chimenea por donde salía el calor. Las primeras instrucciones estaban escritas en francés, pero fue hacia 1850 cuando se adjuntó a la linterna un impreso en castellano para facilitar su uso: Arte de hacer todas las maravillas de la magia por medio de la Linterna Mágica.

En el siglo XIX se dio a conocer la Linterna Mágica, un aparato de proyección que adquirían desde Francia las familias valencianas más pudientes

En esta explicación se planteaba la utilización de cristales pintados con figuras como, seres sorprendentes, escenas maravillosas, brujas, esqueletos, vampiros o demonios. Tras apagar todas las luces los espectadores tenían que colocarse frente al lienzo y delante de la linterna. Una vez encendido el quinqué de aceite, la luz pasaba a través del cristal pintado y la lente de aumento, de forma que una claridad tenue reflejaba las figuras hacia aquel sencillo telón.

Hacia 1850 se adjuntó a la linterna un impreso en castellano para facilitar su uso: Arte de hacer todas las maravillas de la magia por medio de la Linterna Mágica

grabado-frances-primer-tercio-siglo-XIX

linterna-magica-siglo-XIX

Para mayor emoción se recomendaba una variante que a nadie dejaba indiferente: laFantasmagoria.  Consistía en engomar el lienzo y poner la luz detrás de la tela, apareciendo espectros, gigantes, fantasmas, animales feroces y monstruos que se hacían grandes o pequeños si se acercaba o alejaba la linterna, lo que producía una sensación de figuras en movimiento y aún causaba más espanto.

Así pues, existían cristales para “mayores”, como la citada Fantasmagoria o lasDanzas de Brujas, que sin duda fueron los primeros títulos aparecidos de aquellas “terroríficas” proyecciones.  Para los niños se empleaban cristales con imágenes más inocentes, como película clasificada y “tolerada para todos los públicos”.

A la niña Emilia. Álbumes poéticos del siglo XIX

in Valencia oscura by

Cuando fallecía un niño o niña de una familia de la sociedad burguesa valenciana, los poetas, amigos de los padres, acostumbraban a escribir poesías en recuerdo de aquella alma que dejaba de existir a tierna edad. Hemos tenido la oportunidad de ver algunos de estos álbumes.

A-Emilia.-Poesía-de-Jacinto-Labaila.-Ca.-1860

En nuestro archivo poseemos tres de ellos. Uno de éstos está dirigido al recuerdo de Emilia. No sabemos más de ella, ni siquiera el año de fallecimiento a mediados del siglo XIX. Por la fotografía que sirve como triste portada suponemos de unos tres o cuatro años de edad. Rodea su imagen una floreada calcomanía, muy al estilo de la época.

Por la fotografía que sirve como triste portada suponemos de unos tres o cuatro años de edad. Rodea su imagen una floreada calcomanía, muy al estilo de la época.

Post-Mortem.-Emilia.-Ca.-1860

Este álbum nos recordaba el caso de Virginia Dotres ya citado en un anterior artículo. De Virginia al menos sabíamos su apellido y el de familia, por eso fue fácil localizarla en el artístico panteón instalado en su memoria que se encuentra en el Cementerio General de Valencia (1851). Otro de los álbumes que poseemos es el de Amalia Batlles, de iguales características, con composiciones de afamados poetas valencianos. El álbum está fechado el 10 de julio de 1856, forrado de terciopelo granate y decoraciones doradas.

Álbum-recuerdo-post-mortem.-Amalia-Batllés.-1856

En todas estas obras dejaron su autoría poetas bien conocidos: Rafael Blasco, Jacinto Labaila, García Cárdena, José Román, Manuel del Riego, Luisa Durán, Vicente Boix, Félix Pizcueta, Víctor Navarro, Joaquín Balader…,

En todas estas obras dejaron su autoría poetas bien conocidos: Rafael Blasco, Jacinto Labaila, García Cárdena, José Román, Manuel del Riego, Luisa Durán, Vicente Boix, Félix Pizcueta, Víctor Navarro, Joaquín Balader… Sus firmas servían como despedida del duelo y sus poesías estaban llenas de sentimiento fúnebre.

En nuestra ciudad estos álbumes los comercializaba, a mediados del siglo XIX, la Casa Oliveres y Vicent…,

No siempre esta clase de álbumes, de gran belleza y corte romántico, eran empleados para la despedida del duelo. También se utilizaban para los deseos y regalos amorosos. En nuestra ciudad estos álbumes los comercializaba, a mediados del siglo XIX, la Casa Oliveres y Vicent, fábrica y comercio de objetos de escritorio, especializada en libros blanco y rayados, situada en la calle del Mar. Fue famosa por ser el primer establecimiento en vender artículos de fotografía.

La pequeña Emilia nos ha hecho recordar a la joven del “Nicho 1501”, historia ya célebre. Pero de la niña nada, ni un solo dato que nos permita identificarla y buscar su tumba en el cementerio. La vemos a través del retratito recortado mirando hacia la eternidad. Ojos que vivieron el recorrido de su corta vida. De ella quedó tan sólo el recuerdo de ese álbum poético, la pequeña fotografía y una calcomanía como corona floreada.

Nota: A. P. R. S. = Archivo Privado de Rafael Solaz

La Valencia Rescatada

Fantasmas en Valencia y sucesos paranormales

in Valencia oscura by
Monje. Museo del Carmen
Monje. Museo del Carmen

 

La ciudad de Valencia ha engendrado leyendas misteriosas que aún hoy continúan sin explicación.

Alguna de ellas y nos referimos en este caso al suceso de la calle Espartero, donde se escuraron ruidos misteriosos , corría el año 1915 ha hecho que la ciudad del Turia fuera donde se produjera el primer registro de “poltergeist” o fenómenos paranormales del siglo XX, siendo además investigado con los “modernos” medios de la época.

Pero no es el único caso que iremos desvelando, tenemos por ejemplo la Dama de Rosa en el antiguo Hospital de La Cigüeña, actualmente sede de la Conselleria de Bienestar Social. El caso OVNI de Manises, los fantasmas del Pio XII, la Misericordia, sede actual de la UNED o el Palau de la Generalitat entre otros.

Nuestra intención es realizar y actualizar este mapa interactivo, donde os iremos dejando los casos que vayamos estudiando. Asesinatos en las casas, muertes en extrañas circunstancias, apariciones e incluso los casos mas feroces de la inquisición, todo ello sin olvidarnos de los fenómenos paranormales y objetos voladores.

En el plano que os dejamos iremos incorporando los acontecimientos, si os acercáis en el plano y apretáis sobre ellos os irán saliento los hechos que ocurrieron.

cruz-roja-inquisicion-ico Inquisición
fuego-ico Quemados por la inquisición
cruz-ico Asesinatos
fantasma-ico Fenómenos extraños
 OVNI-icon Avistamientos
 garrote-icon Condenados a muerte
 cruz-nuerte-rara-ico (1)  Muertes insólitas
 Bruja  Brujas

[bgmp-map categories=”apariciones,asesinatos,inquisicion,muertes” width=”645″ height=”500″]

1906 Valencia Un campanero muere al alcanzarle un rayo en la iglesia parroquial de Santa Cruz

in Valencia oscura by

1906 Valencia Un campanero muere al alcanzarle un rayo en la iglesia parroquial de Santa CruzUn joven campanero de la iglesia parroquial de Santa Cruz, que por devoción hacía un volteo extraordinario en aquella torre, fue muerto tras ser alcanzado por un rayo.

El día de la Purísima estalló una tempestad de agua, granizo y vientos que provocaron esta tragedia y produjeron algunos daños materiales.

La noche del 21 de febrero, un operario que colocaba los últimos adornos para el baile de la Asociación de la Prensa, sufrió una caída mortal.

1907 Un sargento es asesinado al prestar auxilio en una casa

in Valencia oscura by

1185863_559636707433919_1910685376_n (2)El sargento de orden público, Miguel Bayona, ha sido asesinado de un pistoletazo en una casa de la calle del Vallet (Creemos que la actual Portillo de San Jorge )  donde pedían auxilio. Bayona acudió acompañado de otro individuo del mismo cuerpo, y tras el cruce de disparos, huyó el agresor.

También escapó del lugar del crimen el otro agente, sin atender a su compañero. El suceso ha causado gran indignación. El cobarde ha sido destituido inmediatamente por el gobernador. El entierro de la víctima fue celebrado de manera solemne.

“Vallet (Calle del) Tíene este nombre una pazuelilla situada a espaldas de la que hasta el año actual fue ermita de San Jorge cuya entrada está en la calle de Barcelonina y su salida cerrada a la plaza de San Francisco. Tomó esta denominación porque pasa por allí un pequeño canal del Valladar llamado Vall mayor y haciéndolo diminutivo se llama Vallet.  Algunas veces se la dió el nombre de Vall de Rúbert como lo expresa un escrito en derecho de 1599. Con el de Vallet la menciona el Almotacen en providencia de 2 de Abril de 1693, 18 de Octubre de 1681 y 10 de Noviembre de 1704 en que se le llama Vallet dé San Francés. Esta calle retirada goza hoy de mala reputación porque desgraciadamente suelen habitar en las casas de su entrada personas desconceptuadas” Valencia histórica y topográfica

Uno de los siete portillos que se abrían en el lienzo de la muralla árabe del siglo XI, era uno situado al final de la calle de Barcelonina, cerca de donde estaba la antigua ermita y luego iglesia del colegio de la Orden de Nuestra Señora de Montesa y de San Jorge de Alfama. Hoy se encuentra rotulada con este nombre una corta calle, entre la calle Moratín y la de Barcelonina, en el sitio donde debió estar situado el portillo del que se trata.

1911.El comandante de la Guardia Civil Federico Valdés se encontró en su casa muerto

in Valencia oscura by

valdes-guardia-civil-1911-valencia (1)El comandante de la Guardia Civil Federico Valdés se encontró en su casa muerto de un tiro en la sien, creiendose en los primeros momentos que se había suicidado, pero pronto se vió que no fue así que había sido víctima de un asesinato, En el mismo sitio que se encontró el cadáver se encontró una cápsula de revorver descargada, pero no allí ni en la casa se encontró el arma. El señor Valdes era viudo y dejava cinco hijos. El asesino, cuyo móvil se sabe que no era el robo. Se suicidó con la misma arma, el jueves El 17 aparecía el cadáver de Cabezas en la plaza del Socorro . Se había suicidado de un disparo al comprender que no podía escapar de la justicia.

 

El comandante de la guardia civil Federico Valdés tomaba el baño en su casa el 14 de agosto cuando le asesinó su asistente, Manuel Cabezas. Le disparó un tiro de revólver y se fue tranquilamente. El crimen lo descubrieron sus hijas al volver de pasear.

La muerte en extrañas circunstancias del respetable comandante de la Guardia Civil Federico Valdés, con apenas 49 años, causó gran conmoción en la ciudad en el verano de 1911. El comandante comió el día de su fallecimiento en su casa de Cirilo Amorós, acompañado de sus hijos, almuerzo que les sirvió su asistente Manuel Cabezas.

Por la tarde su familia salió a pasear y él se quedó sólo con el asistente. Minutos después los porteros del edificio oyeron una fuerte detonación que pensaron era de arma de fuego. Pero al transcurrir un cuarto de hora sin que nadie gritara en la casa, creyeron que el ruido pudo deberse a la caída de un mueble o a cualquier otro objeto pesado.
Cuenta el cronista que media hora más tarde de la detonación la portera vio bajar con «gran atolondramiento» al asistente del comandante y al preguntarle por su superior, éste le aseguró que se encontraba en sus aposentos privados.
Al parecer, el comandante había tenido «unas palabras» con Manuel Cabezas, amenazándole con mandarlo al cuartel y prescindir de sus servicios. Compañeros del fallecido explicaron a la policía que el asistente era «muy remolón» y que se encontraba a disgusto sirviendo al comandante Valdés.
Los agentes trataron de localizar al asistente, al que responsabilizaron del asesinato, pero Cabezas ya había huido de la ciudad, dejando incluso a su novia
Fuente Las provincias, ABC

1911 ejecutado un soldado en Paterna

in Valencia oscura by

regimiento-de-caballeria-alcantara-francisco-cerdaEl soldado herrador Francisco Cerdá Algarra, del regimiento de Alcántara, ha sido ejecutado el 30 de abril en el campamento de Paterna. Había sido acusado de matar en las oficinas del cuartel al sargento Eugenio Arocas y Lizari, con una tercerola de un tiro, de carabina. Cuando el sargento se hallaba de espaldas a su agresor,El crimen se cometió el 26 de abril y fue condenado el 28.

Se ha formado a Francisco Cerdá consejo de guerra sumarísimo y el fallo del tribunal no ha podido ser mas terrible. El público presenció el Consejo y lamentó la actitud del procesado

Go to Top